El Documento Fundacional es nuestra regla de vida. Fue escrito utilizando una variedad de fuentes y reglas de vida de otras comunidades religiosas. En él, encontrará el carisma esencial de nuestra Orden, que puede describirse mejor como un esfuerzo por el amor inclusivo de Cristo.

No somos una comunidad impulsada por la regulación, sino que enfoca a los Compañeros en el crecimiento espiritual y el servicio a Dios a través del servicio a los demás. Hemos eliminado algunos de los aspectos políticos de una organización religiosa de este tipo, manteniendo una práctica constante de toma de decisiones por consenso de toda la Comunidad.

Para ver El Documento Fundacional, pincha aquí.